PCUSA: 21 años después del 11 de septiembre

El 11 de septiembre de 2001 es un día que vive en la infamia en la mente de los estadounidenses. Es el día que para muchos de ellos marcó un cambio profundo en la sociedad americana. Ese día, 19 secuestradores estrellaron aviones de aerolíneas comerciales contra las Torres Gemelas y el Pentágono, 2977 personas murieron y más de 6000 resultaron heridas.

En respuesta a este ataque, el gobierno estadounidense derrocó al gobierno de Irak e invadió Afganistán. Durante las próximas dos décadas de guerra, hasta 1 millón de civiles iraquíes y afganos han sido asesinados directamente como resultado de la invasión y ocupación de su país por las fuerzas aliadas con miles de militares estadounidenses asesinados o mutilados como resultado de estos conflictos sin sentido.

La Ley PATRIOTA resultante, aprobada por los partidos Demócrata y Republicano, representa un ataque completo y una negación de nuestros derechos constitucionales como estadounidenses. Así como el incendio del Reichstag en 1933 le dio a Hitler la oportunidad de hacer cumplir las Leyes Habilitantes, que destruyeron la democracia en Alemania, los ataques contra el World Trade Center también permitieron a los republicanos restringir la democracia en nuestro país.

Este 11 de septiembre está dedicado a las víctimas del imperialismo y la agresión de EE. UU., nosotros, como país, nunca podemos lavarnos la sangre de las manos, pero podemos comenzar a reparar nuestros errores sacando a todos los soldados estadounidenses de Irak y brindando atención médica. a los miles de veteranos que regresaron con cuerpos y mentes rotas y llenas de cicatrices.

También nos gustaría aprovechar este momento para señalar el otro 11 de septiembre, el derrocamiento y ejecución del gobierno socialista chileno de Salvador Allende en 1973 por las fuerzas derechistas respaldadas por los capitalistas estadounidenses. El Congreso de Chile fue disuelto y reemplazado por una junta militar dirigida por Pinochet y miles de socialistas fueron ejecutados o encarcelados.

El periodista Alan Macleod señaló que «Chile sería gobernado por una espantosa dictadura fascista durante décadas, cuyas cicatrices aún están muy frescas». Chile hoy apenas comienza a recuperarse de la agresión de Pinochet y Estados Unidos, ya que el próximo año será el 50 aniversario del golpe.

Muchos estadounidenses desconocen por completo un golpe como, «la gente en Occidente… está en gran medida aislada de las realidades del imperio gracias a unos medios dóciles, que nunca muestran el efecto de las bombas, sanciones, golpes, etc.» (Macleod).

El 11 de septiembre fue un evento traumático para el pueblo estadounidense. Tampoco debemos olvidar que el gobierno estadounidense controlado por la élite corporativa comete una gran violencia contra la clase trabajadora inocente en todo el mundo todos los días.

En este día, nosotros, la Comisión de Veteranos de PCUSA, instamos a todos los estadounidenses a llorar a los que murieron en la ciudad de Nueva York en ese fatídico día, pero también a recordar a las víctimas diarias del imperialismo estadounidense. El mundo no puede conocer la paz hasta que no se dispare una bala más y no se lance una bomba más.

En solidaridad,Comisión de Asuntos de Veteranos,Partido de los Comunistas de EE. UU.

21 Years After 9/11

September 11th, 2001 is a day that lives in infamy in the minds of Americans. It is the day that for many of them, marked a profound change in American society. On that day, 19 hijackers crashed commercial airline planes into the Twin Towers and the Pentagon, 2977 people were killed, and over 6000 people were injured. In response to this attack, the American government overthrew the government of Iraq, and invaded Afghanistan. Over the next two decades of warfare, up to 1 million Iraqi and Afghani civilians have been directly killed as a result of the invasion and occupation of their country by Allied forces with thousands of US servicemembers killed or mutilated as a result of these pointless conflicts.

The resulting PATRIOT Act passed by the Democratic and Republican parties represents a complete attack and negation of our constitutional rights as Americans. Just as the burning of the Reichstag in 1933 gave Hitler the opportunity to enforce the Enabling Acts, which destroyed democracy in Germany, so too did the attacks against the World Trade Center also enable the Republicrats to curtail democracy in our country.

This 9/11 is dedicated to the victims of US imperialism and aggression, we as a country can never wash the blood from our hands, but we can begin to fix our wrongs by pulling out all US soldiers out of Iraq, and providing medical care to the thousands of veterans who returned with broken and scarred bodies and minds.

We would also like to take this time to point out the other 9/11, the overthrowing and execution of Salvador Allende’s Chilean socialist government in 1973 by the capitalist US backed right-wing forces. Chile’s Congress was dissolved and replaced with a military junta led by Pinochet and thousands of socialists were executed or jailed. Journalist Alan Macleod pointed out that «Chile would be ruled by a gruesome fascist dictatorship for decades, the scars of which are still very fresh.» Chile today is only just beginning to recover from Pinochet and US aggression as next year will be the 50th anniversary of the coup. Many Americans are completely unaware of such a coup as, «people in the West…are largely insulated from the realities of empire thanks to a pliant media, which never shows you the effect of the bombs, sanctions, coups, etc.» (Macleod).

9/11 was a traumatic event for the American people. We must also not forget that the American-corporate-elite-controlled government commits great violence against innocent working class people throughout the world every day. On this day, we of the Veterans Commission of the PCUSA urge all Americans to mourn those who died in New York City on that fateful day, but to also remember the daily victims of American imperialism. The world can not know peace until there is not one more bullet fired and not one more bomb dropped.

In Solidarity,Veterans’

Affairs Commission,
Party of Communists USA

Facebook Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *