El 4 de setiembre CHILE votará por una nueva Constitución Política

Martín Rodríguez Espinoza

Este domingo nuestro pueblo hermano de Chile sale nuevamente a votar por una nueva Constitución Política, por una verdadera Constitución.

La Constitución vigente en Chile es la que 50 fascistas aprobaron luego del golpe de Estado contra el gobierno democrático de Salvador Allende, golpe, por cierto, dirigido por los Estados Unidos. Una Constitución construida desde la represión, la muerte, la cárcel, la persecusión, los desaparecidos, los exiliados, construida desde el odio, la xenofobia.

La nueva Constitución de Chile, que se votará en el Plebiscito del 4 de setiembre de 2022, busca reemplazar en Chile aquella heredada de la dictadura del dictador Augusto Pinochet (1973-1990).

La nueva Constitución garantiza, entre otros derechos sociales reclamados en las protestas de octubre de 2019, salud pública y universal, educación gratuita y de calidad; mejores pensiones, acceso a la vivienda y al agua, que todo eso se encuentra como bien comercial y no como derecho universal.

En la actual Constitución chilena, la salud, el agua y la educación son bienes comerciales que manejan unas pocas familias que se enriquecen a costa del pueblo. Por algo se dice que en Chile nació el neoliberalismo, el mismo que es copiado íntegramente por familias y gobiernos neoliberales costarricenses, todos, los del PLN, los del PUSC, los del PAC y el actual gobierno de PPSD, cuyo objetivo es privatizarlo todo, destruirlo todo y convertirlo en un negocio de unos cuantos.

Muchas cosas van a cambiar en Chile, una vez aprobada la nueva Constitución, es un cambio radial hacia la verdadera democracia, un avance importante. Es un cambio político, de derechos humanos, de la vida militar, legislativa, judicial, de los recursos naturales, de la economía, de la vida misma del pueblo chileno.

Eso es lo que busca cambiar el pueblo de Chile, APROBAR una Constitución inclusiva, humana, solidaria, en que la multipluralidad social se vean incluidos, representados y beneficiados. Es una Constitución por la vida.

Chile puede y va a vencer el odio y la muerte. Yo estoy con el pueblo de Chile.

Facebook Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *