Columna Antifascista

¿Policía costarricense de corte fascista?

En los primeros días de enero de este año en una comunidad pequeña de carácter precario amaneció destruida y quemada por la Fuerza Pública y un grupo de personas (se sospecha que pagadas). Así es, es la desgracia que sufrieron once familias en La Florida (Siquirres), donde mujeres amas de casa que por necesidad tuvieron que llevar a cabo una toma de tierras para poder tener un techo para su familia.

Los policías llevaron a cabo la destrucción total del techo de las once familias, con niños, niñas y bebés con una crueldad, cinismo y sociopatía indescriptible.

Dicho sea de paso, tal desalojo se llevó a cabo sin ningún aviso y sin una orden judicial firmada, de manera arbitraria.

Para colmo, los hostigamientos y maltratos siguen, los familiares que siguen en la zona acogidos por terceros son visitados por los policías cada vez que los niños salen a jugar en el terreno que cuyo dueño es el Estado, porque claro, es mejor tener tierras desocupadas, sin cultivar, que darle un hogar a mujeres y niños, que como ciudadanos costarricenses tienen derecho como lo indica la Constitución Política y que es obligación del Gobierno cumplir.

Como se ha demostrado en esta publicación de la Juventud Vanguardista Costarricense, han sido personas externas a la salud pública costarricenses quienes se han encargado de la salud de estas personas, testificamos por lo tanto que el neoliberalismo ha agravado seriamente la cobertura de nuestra querida – lamentablemente cada vez más desfinanciada – salud pública.

¿Ademanes fascistas?

Al parecer la policía fue avisada de que algunas personas llegaron a la zona para colaborar con las familias, por lo que llegaron al terreno. Un par de personas se acercaron a los policías para averiguar del porqué de la presencia policial y porqué después de haberle quitado lo poco que tenían estas personas seguían acosándolas, los policías hicieron mofa con lo sucedido.

Luego del pequeño diálogo los policías soltaron risas burlonas y sandeces dignas de psicópatas, con gestos neonazis los policías se marcharon, sin antes posar para la foto como prueba de su acoso y retaron a la gente a que se metiera al terreno.

Uno de ellos hizo una pose simbólica propia de grupos nazis. Su mano derecha emuló una pose que podría tratarse de una normal a la hora de hacerse un simple selfie, pero con su meñique y dos dedos largos lo que trataba de dar a entender no sólo se trata de un policía con serias carencias emocionales, sino un simpatizante del fascismo.

Esta forma que hace con sus dedos se trata de ‘la simbología de los tres golpes’, un sustituto del saludo romano ante la prohibición de este en países como Alemania. Este símbolo era también un juramento que hacían los agentes de las SS (Schutzstaffel) en la época del III Reich.

Es evidente que la formación militar de los carabineros de Chile, los sionistas de Israel y los milicos yaquis está deformando hasta a policías del menor rango. Esto debe alertar sobre las consecuencias de que militares asesinos de otras naciones participen de la formación de la policía nacional.

“El saludo es nazi, fue creado por las nuevas formaciones neo-nazis porque el saludo romano en Alemania está prohibido y penado por ley, simboliza la W que es la primera letra de la palabra Widerstand que en alemán significa «resistencia», lo utilizan también los skinheads de misma ideología para expresar el mismo propósito y también la utilizaron los chetniks serbios durante la «limpieza étnica» que infringirles durante la guerra de Yugoslavia, como herencia de su propio pasado durante la II Guerra Mundial.”

Situaciones como estas son habituales en la provincia de Limón, represión, asedio y abandono.

Fuentes: https://srlekadtikaze.wordpress.com/2015/06/08/3-fingers-serbian-thing-1-truth-and-many-lies/

Facebook Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *